Adolfo Domínguez

Es una firma de ropa cuyo éxito comienza en los años 80 al ser elegidos sus diseños para la vestimenta de una serie norteamericana, cuyos protagonistas llevaban sus trajes de lino con camiseta, y hacerse popular su eslogan “la arruga es bella”, seña de identidad de la firma y uno de los lemas más famosos de la moda española.

En la década de los 90 la red crece a través de tiendas propias y franquicias, y se caracteriza por la diversificación y la internacionalización, siendo la primera marca española textil con presencia en el mercado bursátil.

Enlace a su web

Análisis realizados